Seguidores

Buscar en este blog, resultados arriba

Translate

miércoles, 8 de mayo de 2013

ENERGÍA TELÚRICA: CUANDO RUGE EL DRAGÓN


Resulta significativo que allí donde encontramos una catedral, dólmen, iglesia importante, a veces ermita humilde, siempre está relacionado tal hallazgo con un lugar especial que después la ciencia dice, manifiesta cierta actividad telúrica.



Más de una vez hemos visto muestras del tremendo pode destructivo de la naturaleza. Las dantescas imágenes de terremotos son por desgracia frecuentes.

Si hacemos un ejercicio de reflexión y consideramos al planeta como un organismo vivo, no solo por la vida que alberga, sino en su totalidad, podemos llegar a admitir que padezca desequilibrios de tipo energético que provocados o no, tienen una manifestación exterior.

Podemos hacer un paralelismo con nuestras enfermedades. Enfermamos y nuestros síntomas delatan tal estado. Si hacemos un repaso a la ACUPUNTURA CHINA, veremos que basa su eficacia en la regulación de unos canales (MERIDIANOS),mediante la inserción en los mismos de agujas que hacen el efecto de reguladores-estabilizadores de esos flujos de energía que recorren nuestro cuerpo.

Volvamos a nuestro planeta. Infinidad de corrientes telúricas (energéticas al fin y al cabo), recorren nuestra Tierra en diferentes direcciones e intensidades. Cual organismo vivo, basta una interrupción o aceleración de ese flujo para que se manifieste sintomáticamente de alguna manera. ¿Y esto es algo demostrado, irreal, empírico?


  • Los antiguos sabían muy bién de esto. A modo de acupuntura terrestre, es posible que todas esas construcciones que tanto llaman nuestra atención: Pirámides, Círculos Megalíticos, Obeliscos...incluyesen en sus funciones la de "AGUJA REGULADORA" de la energía terrestre.


Veamos el caso de la Gran Pirámide. Observad el plano de la misma:




  • Personalmente creo que todo intento de relacionar su construcción con la única finalidad de tumba, es estéril. Más bién parece estar diseñada para extraer algo de la tierra. Posiblemente energía que debidamente canalizada y mezclada con otra de tipo cósmico, cuyo vértice captaría y sería usada para diversas finalidades y entre ellas puede que la que nos ocupa.


Cierto es que terremotos y catástrofes naturales, ha habido siempre. Aunque cabe preguntarse, si la nociva influencia que el ser humano ejerce en muchos casos, no estará provocando respuestas sintomáticas a una enfermedad causada. (PRUEBAS NUCLEARES, ALTERACIÓN DEL CLIMA, EXPERIMENTOS DE TODO TIPO, DEFORESTACIÓN)

EL EQUILIBRIO QUE RIGE NUESTRO PLANETA ES A LA VEZ DELICADO Y SUTIL. Y entiéndase como sutil, dicho equilibrio que es gobernado por fuerzas que escapan aún a nuestro conocimiento.



Publica en tu red

Bookmark and Share

Entradas populares